Pensé que sería buena idea follarme a estas dos negras a la vez en el hotel, pero la verdad es que casi me dejan sin polla

Yo pensaba que eran lesbianas estas dos africanas, se llevaban un rollito muy raro, pero es que a mí siempre me pone ver a dos tías comiéndose el coño, así que las invité al hotel con todos los gastos pagados a condición de que me dejaran mirarlas. El caso es que estaba poniéndome a cien mientras se duchaban y de pronto decidieron que querían follarme… sí, ¡las dos a la vez! Y bueno, vale, claro que quería, pero montarme así un trío de repente con estas dos negras tremendas me dio un poco de miedito, porque cuando empezaron a follarme a lo salvaje, una bailando literalmente una danza tribal sobre mi polla y la otra acercándome el coño a la cara, casi me quedo sin aliento.