Mi enfermera creo que se ha equivocado de instrumental médico y quiere meterme esa cosa con forma de polla por el culo

Estaba muy nervioso en mi visita al proctólogo, necesitaba hacerme una revisión anal y yo me esperaba algo más normalito, la verdad, un médico serio que con voz rutinaria me contase que no me iba a doler y todo eso. Pero el caso es que entró por la puerta una de esas enfermeras sexy con un escote tremendo y un flequillo moreno de esos de espía rusa calentorra, y cuando me dijo que iba a ser ella quien me haría la exploración anal me eché a temblar. Me tenía ahí en pelotas y yo luchando por no tener una inconveniente erección, y cuando ella me empezó a meter una cosa con forma de polla por el culo me pregunté si acaso me había equivocado de clínica o qué sé yo. La enfermera esta se lo estaba pasando en grande con mi culo y con mi polla… ¿Y qué podía hacer yo? Pues dejarme hacer, claro, que no voy a saber yo más que los médicos.