Estas dos tetonas lesbianas encontraron algo más excitante que hacer en la piscina que hacer largos, mirad cómo usan los dedos

Estas dos lesbianas tetonas estaban dándose un baño en la piscina, pero ya estaban cansadas de ir de un lado para otro como patos en el estanque y no paraban de echarse miraditas. Su enorme melonar se salía del bikini cada dos por tres y se estaban poniendo muy calientes, el agua dentro de poco iba a hervir como siguieran así… Total, que la morena encontró algo más excitante que hacer dentro del agua y se fue para la rubia para admirar su culo, para decirle lo perfecto que lo tenía, que qué envidia y todo eso, y de paso aprovechó y le metió mano, porque sabía que la otra lo estaba deseando. Entonces le retiró el tanga y le metió los dedos bien adentro del coño, era algo que a ella le gustaba hacerse a solas y sabía que a la rubia también le gustaría.